Carta abierta al Gobierno: Reconocer para no repetir

En misiva dirigida al mandatario Juan Manuel Santos, la Junta Nacional de la Unión Patriótica le pide que reconozca, como jefe de Estado, el genocidio cometido contra ese partido. Aquí la carta emitida el pasado 8 de septiembre

Román Vega, Secretario del PC en Bogotá y Aída Avella, presidenta de la UP.

Román Vega, Secretario del PC en Bogotá y Aída Avella, presidenta de la UP.

La garantía de no repetición solo es posible si se reconoce lo que sucedió.

El Presidente de la República públicamente se comprometió a que a las FARC-EP no les sucedería lo mismo que a la Unión Patriótica.

Señor Presidente, las garantías de no repetición para la Unión Patriótica exigen que su Gobierno actúe coherentemente ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) reconociendo las víctimas, reconociendo las violaciones cometidas, reconociendo la responsabilidad internacional del Estado por esas violaciones y reparando integralmente a las víctimas.

La garantía de no repetición como derecho de las víctimas y de la sociedad y como condición para hacer un tránsito a una situación distinta, solo puede ser real si se rechaza abierta y claramente el genocidio cometido contra la Unión Patriótica.

Una voluntad de paz y un compromiso efectivo con la transformación de las causas del conflicto y de la violencia cometida contra miles de víctimas, entre ellas, las de la Unión Patriótica, requiere que se reconozca qué fue lo que pasó para poder garantizar que no se va a repetir.

Las víctimas de la Unión Patriótica han reclamado la protección de sus derechos y libertades vulnerados de manera masiva y sistemática hasta llegar al exterminio de miles de personas y el sometimiento de los sobrevivientes a condiciones de existencia que condujeron a la eliminación de su organización política.

Esa reclamación la hemos mantenido durante más de 20 años ante la CIDH sin que el gobierno colombiano acceda a reconocer su responsabilidad internacional por las múltiples y sistemáticas violaciones de derechos humanos contribuyendo a que cese la persecución y comprometiéndose realmente a las garantías de no repetición.

La carta también va firmada por la Coordinación de Víctimas del Genocidio Contra la Unión Patriótica y la Corporación Reiniciar.

Comments are closed.